Los investigadores encuentran revolucionarias huellas humanas de 3,6 millones de años

589 0
589 0
This illustration provided by Dawid A. Iurino in December 2016 shows a reconstruction of the northern Tanzanian Laetoli site 3.66 million years ago, where 14 footprints from a human ancestor, believed to be Australopithecus afarensis, were found. Findings were described in a report released Wednesday, Dec. 14, 2016, by the journal eLife. (Dawid A. Iurino via AP)
Esta ilustración proporcionada por Dawid A. Iurino en diciembre de 2016 muestra una reconstrucción del sitio de Laetoli en el norte de Tanzania, hace 3.6 millones de años, donde se encontraron 14 huellas de un antepasado humano, que se cree eran del Australopithecus afarensis. Los hallazgos fueron descritos en un informe publicado el miércoles 14 de diciembre de 2016 por la revista eLife. (Dawid A. Iurino vía AP)

Los expertos han descubierto recientemente huellas de 3.6 millones de años en África. Estas antiguas huellas fueron dejadas atrás por un grupo de cinco individuos que caminaron alguna vez a través de la mojada ceniza volcánica .

Creen que las huellas fueron dejadas atrás por un hombre que fue acompañado, hace 3.6 millones de años, por cuatro mujeres que caminaron unos treinta metros sobre las cenizas volcánicas que con el tiempo se convirtieron en roca.

Sugieren que las huellas dejadas son parte de la familia de Australopithecus afarensis, que probablemente caminaron por el sendero, y puedieron haberse comportado como los gorilas, como arreglo social, donde un macho dominante se aparea con varias hembras. Esto, sin embargo, sigue siendo una teoría basada únicamente en huellas.

Los expertos teorizan que las huellas pertenecían a cinco miembros de Australopithecus afarensis, una especie más conocida por el esqueleto fósil, apodado ‘Lucy’.

Loading...

footprints

El profesor Giorgio Manzi, autor principal del estudio, dijo: “Esta nueva evidencia, tomada en conjunto con los hallazgos anteriores, retrata a varios homínidos tempranos moviéndose como un grupo a través del paisaje después de una erupción volcánica y lluvias subsecuentes. Pero hay más, las huellas de uno de los nuevos individuos son asombrosamente más grandes que cualquier otra persona en el grupo, sugiriendo que él era un grande miembro masculino de la especie.

“De hecho, la estatura de 165 cm indicada por sus huellas hace que sea el espécimen de Australopithecus más grande identificado hasta la fecha”, añadió el profesor Manzi.

Este estudio proporciona una mayor comprensión de la vida sexual de los primeros seres humanos. Los expertos sugieren que este hallazgo específico contradice estudios previos que propusieron que los machos Australopithecus Afarensis sólo tenían una pareja sexual.

Además, el nuevo conjunto de huellas se encontraba a sólo 150 metros de otro conjunto de huellas intrincadas que hicieron los titulares en el pasado como la prueba más clara y temprana de caminantes erguidos, los seres humanos, hace millones de años.

Los investigadores con sede en Italia y África creen que los dos conjuntos de huellas pueden haber pertenecido juntas.

“Una conclusión tentativa es que el grupo estaba formado por un macho, dos o tres hembras y uno o dos jóvenes, lo que nos lleva a creer que el macho, y por lo tanto otros machos en la especie, tenían más de una pareja femenina”, dijo El Dr. Marco Cherin, director de la escuela de paleo-antropología de la Universidad de Perugia.

El nuevo descubrimiento ha sido revelado en la revista,  eLife.

Loading...

Unete a la conversacion